Thursday, May 26, 2016

Fabriles: Cartonbol obligó a vacación de 4 meses

La Confederación General de Trabajadores Fabriles de Bolivia denunció ayer que tras el cierre de la estatal Enatex, con más de 800 obreros despedidos, ahora se forzó a los más de 80 trabajadores de la estatal Cartones de Bolivia (Cartonbol) a salir de vacaciones colectivas por cuatro meses.

El ejecutivo nacional de los fabriles, Víctor Quispe, denunció a ANF que en Cartonbol, a través de una circular, obligaron a los trabajadores a tomar vacaciones colectivas por 120 días.

“¿Eso qué significa? Cierre, más de 80 trabajadores quedarán en las calles, esto empieza a ser cíclico”, dijo durante un cuarto intermedio del ampliado extraordinario de la Central Obrera Boliviana (COB).

Quispe dijo que se vienen tiempos de crisis, al igual que los vividos en los años 80, cuando después del Decreto Supremo 21060, denominado de “relocalización”, se dieron miles de despidos y cierre de empresas.

El secretario de Finanzas de la COB, Óscar Tapia, también cuestionó el hecho de que se hayan dado cuatro meses de vacaciones al personal; dijo que sólo se entendería aquello si los trabajadores no hubiesen gozado de sus vacaciones por varias gestiones, lo cual no sucedió.

Ministros neoliberales

En el ampliado extraordinario de la COB también se identificó a los ministros “neoliberales” a quienes se consideró enemigos de la clase trabajadora obrera.

El máximo dirigente de los fabriles dijo que la lista la encabeza el ministro de Trabajo, Gonzalo Trigoso, quien por Constitución Política del Estado (CPE) debió defender la estabilidad laboral, pero permitió que por decreto se vulnere el derecho al trabajo y se despida sin derecho al reclamo a más de 800 trabajadores.

En la lista también mencionó a la ministra de Desarrollo Productivo, Verónica Ramos, quien fue responsabilizada de manera directa por el cierre de la industria textil. “Se supone que Bolivia debió industrializarse, pero por cupos políticos se están llevando al fracaso muchas empresas. La ministra debió ser de la desindustrialización en lugar de la producción”, señaló.

En cuanto al ministro de Economía y Finanzas, Luis Arce, dijo que no es lógico que mientras hable de crecimiento de más del 5 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), no fiscalice el rendimiento de las empresas y evite de manera oportuna el cierre de industrias que generan empleo.

No comments:

Post a Comment